Así quedó finalmente la fachada

maromas_02.jpg

Aunque ya había sido aceptada la versión anterior, al cliente se le ocurrió preguntar a sus empleados...

Y no les gustó lo que vieron, por lo que nos encargaron un nuevo diseño más serio, en el que se enfatizara el sentido de servicio social y de colaboración, al tiempo que se hiciera referencia a la ubicación geográfica (gijón). Afortunadamente nuestro archivo fotográfico lo soporta todo y ahí aparecieron estas fantásticas maromas, aunque no fue la única alternativa que presentamos. Nos reservamos el resto para futuras ocasiones. 

Impresión directa sobre planchas de PVC espumado, pegadas directamente sobre la antigua fachada.