Cartel para los tablones de la Universidad

enon_1.jpg

Los tablones de anuncios de las facultades son como la selva. Un cartel tiene que convivir con varias decenas más y competir por la visibilidad, así que hemos hecho una opción arriesgada produciendo una imagen que no se lee a media distancia con el objeto de apelar a la curiosidad. El contenido si se lee a corta distancia.

La imagen, aunque puede tener connotaciones ecológicas, se refiere en realidad a la dimensión interior de la persona, a la necesidad de desarrollar la raíz en la misma medida que la parte visible. Esta metáfora de la raíz debe ser familiar para los destinatarios potenciales.

Por lo que hemos observado, el color dominante en los tablones de anuncios públicos es el de la fotocopia en blanco y negro con una cobertura escasa, con notas de colores cálidos, así que nosotros vamos a poner uno frío. Perderemos presencia, pero ganaremos en legibilidad de las ramas y raíces. Ya veremos los resultados.